Queman viva a otra mujer en México, a unos días de un feminicidio similar

Margarita Ceceña, madre soltera con tres hijos, murió tras ser quemada viva, convirtiéndose en...
Margarita Ceceña, madre soltera con tres hijos, murió tras ser quemada viva, convirtiéndose en la segunda mexicana en ser asesinada de esa forma en menos de una semana, luego del caso de Luz Raquel Padilla.(Facebook)
Publicado: 26 jul 2022, 15:21 GMT-5
Envíe Este Enlace Por Correo Electrónico
Compartir en Pinterest
Compartir en LinkedIn

(Telemundo Atlanta) - Margarita Ceceña, madre soltera con tres hijos, murió el 24 de julio por las heridas sufridas al ser quemada viva por un grupo de familiares que le reprochaban vivir en casa de un pariente común.

Es la segunda mujer que muere así en México en menos de una semana, después del caso de Luz Raquel Padilla, asesinada supuestamente por sus vecinos debido a los ruidos que hacía su hijo autista.

Ceceña llevaba tiempo sufriendo amenazas. “Tenían problemas por una casa que un familiar dejó a cargo de aquellas personas [los que la atacaron] para que le dieran mantenimiento. Pero la empezaron a rentar y el dueño se enteró y se las quitó para que Margarita la ocupara”, contó al diario El Universal una tía de la víctima, cuyo nombre no fue revelado.

“Hace mes y medio mi sobrina me marcó de madrugada y me dijo que le habían pegado todos ellos debido a ese problema”, agregó.

La mujer acudió a la fiscalía regional para denunciar los hechos, pero la enviaron a un juzgado de paz alegando que era un problema familiar.

En la tarde del 1 de julio, cuatro mujeres y tres hombres acudieron a su vivienda, en la colonia Ex Hacienda de El Hospital, en el estado de Morelos. Entre ellos estaba Primitivo, concuñado de la víctima y quien presuntamente le prendió fuego, según un video grabado por el hijo de 11 años de Margarita, de acuerdo con El Universal.

El video muestra a un individuo cargando en su mano derecha una garrafa de gasolina. La madre de Ceceña, Andrea Martínez, intentó disuadirle, pero arrojó el combustible sobre el cuerpo de la víctima.

“Échale un cerillo, échale un cerillo”, azuzaron varias mujeres. Instantes después, Ceceña comenzó a gritar de dolor: “¡Ayúdame por favor, ayúdame por favor! ¡Échame agua!”, suplicó la mujer.

Ceceña fue ingresada en el Hospital General de Cuautla con quemaduras en el 70% de su cuerpo y trasladada después por su gravedad al Instituto Nacional de Rehabilitación de Ciudad de México, donde sufrió tres infartos. Los médicos informaron que falleció por una infección provocada por una bacteria que penetró por las heridas.

La fiscalía general de Morelos asumió el caso, que pasó tras su fallecimiento a la Fiscalía Especializada contra los Feminicidios.

Hasta el momento no se ha informado de arrestos por asesinato.

La muerte de Ceceña ocurrió apenas cinco días después del fallecimiento de Luz Raquel Padilla el 19 de julio, que fue quemada viva en un parque público de un pueblo de Jalisco.

La mujer denunció hace dos meses que estaba siendo amenazada de muerte, con grafitis en las paredes de su casa, y que un vecino le echó cloroformo, enfadado al parecer porque su hijo autista hacía ruido. “Tengo miedo por mi vida y la de mi familia”, denunció.

Padilla solicitó a las autoridades locales ser incluida en un programa de protección, pero denegaron su solicitud.

Derechos de autor 2022 WKTB. Reservados todos los derechos.