Hombre de Florida es encausado por paquetes con explosivos

Hombre de Florida es encausado por paquetes con explosivos

Hombre de Florida es encausado por paquetes con explosivos

WASHINGTON (AP) — Un hombre de Florida con un largo historial delictivo fue acusado el viernes del envío de una serie de paquetes sospechosos a prominentes demócratas críticos del presidente Donald Trump, un caso que ha atrapado la atención nacional y generado temores de violencia en la temporada electoral de Estados Unidos.

Funcionarios del Departamento de Justicia revelaron que una huella dactilar encontrada en uno de los paquetes les ayudó a identificar a Cesar Sayoc, de 56 años y residente de Aventura. En la querella penal se le acusa de enviar ilegalmente explosivos por correo, transportar ilegalmente explosivos a través de fronteras estatales, amenazar a expresidentes, agredir a agentes federales y amenazar el comercio interestatal.

Documentos judiciales muestran que Sayoc, un fisicoculturista aficionado con cuentas en las redes sociales que denigran a los demócratas y elogian a Trump, tiene un historial de arrestos por robo, posesión ilegal de esteroides y un cargo en el 2002 de hacer una amenaza de bomba.

El arresto se llevó a cabo durante una operación nacional de búsqueda de la persona o personas responsables del envío de al menos 13 dispositivos explosivos a destacados demócratas, incluido el expresidente Barack Obama, el exvicepresidente Joe Biden y la exsecretaria de Estado Hillary Clinton. El caso continuó creciendo el viernes incluso tras el arresto de Sayoc, cuando investigadores en California examinaron un paquete similar enviado a la oficina de la senadora demócrata Kamala Harris.

En Washington, el secretario de Justicia Jeff Sessions recalcó que Sayoc solamente ha sido acusado, no declarado culpable. Pero aclaró: “Que esto sea una lección para cualquiera, sin importar sus convicciones políticas, de que vamos a aplicar todo el poder de la ley contra quienquiera que trate de usar amenazas, intimidación y violencia para promover una agenda. Lo encontraremos y lo enjuiciaremos con todo el peso de la ley”.

En Florida, imágenes de televisión mostraron a agentes del orden examinando una furgoneta blanca, la cual tenía las ventanillas cubiertas con calcomanías, en el estacionamiento de una tienda de refacciones para autos en Plantation. Las autoridades cubrieron el vehículo con una lona azul y se lo llevaron en la parte trasera de un camión remolque.

Las calcomanías incluían imágenes de Trump, banderas estadounidenses y los que parecían ser los logotipos del Comité Nacional Republicano y la CNN, aunque las inscripciones junto a esas imágenes no estaban claras.

Tras el arresto de Sayoc, Trump dijo: “No debemos permitir nunca que la violencia política se arraigue en Estados Unidos”, y los estadounidenses “debemos unirnos”. Como lo hizo en comentarios previos en la semana, no mencionó que los destinatarios de los paquetes eran demócratas o funcionarios del gobierno de Obama, además de la CNN, la organización noticiosa a la que el presidente critica casi a diario.

Horas antes el viernes, Trump se quejó de que “todo esto de las bombas” estaba desviando la atención de las elecciones, y dijo que sus críticos lo estaban culpando erróneamente a él y su acalorada retórica.

El Departamento de Justicia programó una conferencia de prensa para el viernes en Washington que incluiría al comisionado de la policía de Nueva York, James O’Neill, cuyo departamento investigó los paquetes junto con el FBI.

Funcionarios de agencias del orden dijeron que habían interceptado una docena de paquetes en diversos estados del país. Ninguno había estallado y no estaba claro de inmediato si el objetivo de los mismos era causar daños físicos o simplemente miedo y ansiedad antes de las elecciones.

El viernes, las autoridades interceptaron paquetes sospechosos dirigidos al senador demócrata Cory Booker y al ex director nacional de inteligencia James Clapper.

Los investigadores consideran que los envíos fueron escalonados. El Servicio Postal revisó sus instalaciones hace 48 horas y los paquetes más recientes no aparecieron. Las autoridades no piensan que esos paquetes hayan estado en el sistema sin ser notados, pero estaban trabajando para asegurarse. Los funcionarios hablaron con The Associated Press a condición de preservar el anonimato.

____

Los periodistas de The Associated Press Laurie Kellman, Ken Thomas, Jill Colvin y Chad Day en Washington y Jim Mustian, Deepti Hajela, Tom Hays y Michael R. Sisak en Nueva York contribuyeron.

Powered by Frankly