Trump cede y FBI revisará antecedentes de Kavanaugh

Trump cede y FBI revisará antecedentes de Kavanaugh

Trump cede y FBI revisará antecedentes de Kavanaugh

WASHINGTON (AP) — Dando marcha atrás, el presidente Donald Trump cedió el viernes a las demandas de los demócratas de que el FBI haga una investigación más profunda del nominado para la Corte Suprema, Brett Kavanaugh, después de que el senador republicano Jeff Flake se opusiera a votar su confirmación sin ella, un revés repentino que generó incertidumbre sobre el proceso en medio de acusaciones de abuso sexual.

La nominación de Kavanaugh parecía reencaminarse la mañana del viernes cuando superó un obstáculo clave en la Comisión de Asuntos Jurídicos. Sin embargo, ese progreso llegó con una condición. Flake indicó que daría el siguiente paso _la votación en el pleno del Senado_ solo después de una mayor revisión de antecedentes. Y luego hubo indicios de que otros republicanos podrían unirse a su revuelta.

Los inesperados acontecimientos dieron a los senadores, la Casa Blanca y millones de estadounidenses que siguen el drama en casa, poco tiempo para recobrar aliento después de la emotiva audiencia del jueves en el Senado, en donde Kavanaugh se defendió airadamente y su acusadora, Christine Blasey Ford, insistía con determinación que él la agredió cuando eran adolescentes.

El viernes las emociones todavía estaban a flor de piel y los manifestantes confrontaron a los senadores en los pasillos.

“El país está siendo desgarrado aquí”, dijo Flake.

Después que el senador manifestó su postura, los líderes republicanos tuvieron pocas opciones más que demorar la confirmación de Kavanaugh, a quien esperaban tener en la Corte Suprema al poco tiempo de que iniciara el nuevo periodo de la corte el lunes.

Discretamente, Trump hizo lo mismo, aunque se había resistido a pedirle a la FBI investigar las acusaciones de agresión sexual ahora de tres mujeres. Un día antes, había calificado el proceso del Senado como una “completa farsa”, acusado a los demócratas de conspiración y obstrucción, y declarado en Twitter: “¡El Senado debe votar!”.

La nueva agenda pone en peligro al nominado de Trump y empuja el momento de la votación, con sus riesgos políticos, más hacia las elecciones congresuales de noviembre. También significa que cualquier caso que la Corte Suprema escuche antes de que se designe a un noveno juez, será decidido entre ocho, aumentando la posibilidad de un empate.

Los líderes republicanos dijeron, y Trump ordenó, que la nueva pesquisa será de “alcance limitado”. Sin embargo, no hubo una indicación específica de qué podría incluir eso. Otras dos mujeres además de Ford, también han presentado acusaciones de agresión sexual contra Kavanaugh.

Flake, un republicano moderado clave, estaba en el centro de la incertidumbre del viernes. En la mañana, anunció que apoyaría la nominación de Kavanaugh. Al poco tiempo, dos mujeres los acorralaron en un ascensor y, entre lágrimas, le imploraron que cambiara de opinión.

“Veme y dime que no te importa lo que me sucedió”, dijo Maria Gallagher, de 23 años, una voluntaria en un grupo liberal de activismo.

El encuentro fue capturado por las cámaras de televisión.

Poco después estaba trabajando en un nuevo acuerdo con republicanos y demócratas en una antesala de la Comisión de Asuntos Jurídicos.

El FBI realiza revisiones de antecedentes para nominados federales, pero la agencia no hace juicos de credibilidad o de importancia de acusaciones. Compila información sobre el pasado del nominado y proporciona los hallazgos a la Casa Blanca, que a su vez los entrega a la comisión. Los republicanos dicen que reabrir la investigación del FBI es innecesario porque los miembros del comité ya tuvieron oportunidad de cuestionar tanto a Kavanaugh como a Ford, y otros testigos potenciales han declarado bajo juramento.

Los agentes del FBI podrían entrevistar a acusadores y testigos, y recabar evidencia o detalles adicionales que puedan corroborar o desaprobar las acusaciones.

___

Los periodistas de Associated Press Kevin Freking, Matthew Daly, Juliet Linderman, Eric Tucker, Julie Pace y Padmananda Rama contribuyeron a este despacho.

Powered by Frankly